Los buenos que dicen "No"

Decir “sí” o, al menos, mantenernos al margen cuando sabemos que algo está mal es demasiado sencillo. Después de todo, los humanos tendemos a enfadarnos cuando somos rechazados y todos preferimos gustar a ser odiados. Así que ¿por qué preocuparse?…